El Sikhismo

La religión Sikh surgió durante los primeros años del siglo XVI en el estado del Punjab, en el norte de la India. El fundador de esta fe fue Guru Nanak, quien desde su infancia estuvo atraído por los santos Hindúes y Musulmanes. Nacido Hindú, pero también inspirado por las enseñanzas del Islam, comenzó a predicar el mensaje de unidad de ambas religiones. Según sus preceptos, las enseñanzas básicas de ambas religiones eran esencialmente las mismas. Nanak atrajo muchos seguidores y llego a ser conocido como un Guru o un maestro. Sus discípulos se reunieron para formar una nueva tradición religiosa llamada Sikhismo.

Los Gurus que siguieron a Nanak contribuyeron a la consolidación y diseminación del Sikhismo. Las enseñanzas de Guru Nanak fueron incorporadas en el "Guru Granth Sahib", el libro sagrado de los Sikhs, que se convirtió en un símbolo de Dios para ellos. El quinto Guru, Guru Arjun construyo el Templo Dorado en Amritsar, que se convirtió en el mas sagrado de los santuarios Sikhs. El décimo Guru, Govind Singh impartió entrenamiento militar a los Sikhs para ayudarlos en su autodefensa.

En el día de Baisakhi de 1699, en Anandpur, Guru Govind Singh ordeno a sus Sikhs reunirse ante el como era costumbre y creo una nueva hermandad de Sikhs llamada los Khalsa (Los Puros). Cinco hombres seleccionados por su devoción al Guru fueron llamados Panj Pyares y les fue dado néctar para la iniciación en la hermandad Khalsa. Mas tarde el propio Guru recibió iniciación de los Panj Pyares al igual que hicieron otros.

Los miembros de la nueva hermandad recibieron instrucciones de llevar los cinco símbolos (las 5 K)-pelo sin cortar, un peine, una pulsera de acero, una espada y calzones. Los hombres iniciados tomaron el nombre de Singh (León) y la mujeres el de Kaur (Princesa). El Guru también decidió terminar con la sucesión de gurus por lo que se convirtió en el ultimo de los Gurus Sikhs.

El Sikhismo propugna el monoteísmo, es decir, la adoración a un solo dios. También se opone al sistema de castas y cree que todos los hombres son iguales. Sin embargo, se aceptan las ideas del Karma y el renacimiento, tomados del Hinduismo. Hoy muchas practicas Sikh son comunes para los Hindúes. Los matrimonios entre las dos comunidades son también comunes. Sin embargo, la comunidad Sikh tiene una identidad propia inconfundible. Aunque los Sikhs constituyen menos de un 2 % de la población india, ellos se han convertido en un elemento distintivo en la configuración de las tradiciones religiosas y la sociedad india.