Índice:
Introducción
Igualdad Jurídica en el Derecho Matrimonial.
La Mujer en el Trabajo. 
La Mujer y la Familia.
La Mujer en la Política.
Fotos.
Información Adicional.
 

  La Ley Fundamental proclama que «los hombres y las mujeres gozan de los mismos derechos». Este mandato constitucional es absolutamente claro, pero más bien describe una meta y no tanto una realidad social. Por eso se ampliaron las bases constitucionales y legales de la equiparación. Hoy en día las mujeres no tienen todavía las mismas expectativas que los hombres, y esto es así tanto a nivel social como político y profesional. Y no debe olvidarse que constituyen la mayoría: en Alemania viven unos dos millones más de mujeres que de hombres.


ir al inicio de la pagina
 

  Igualdad jurídica en el derecho matrimonial. El mandato de la igualdad de derechos sólo se ha ido plasmando paulatinamente en medidas políticas prácticas. Mediante la Ley de equiparación de derechos de 1958, la mujer quedó equiparada al hombre tanto en el matrimonio, sobre la base de un reparto de funciones («matrimonio de ama de casa»), como en el régimen económico matrimonial (sociedad de gananciales). En 1977 se reformó el derecho matrimonial y de familia, quedando el reparto de funciones confiado al libre acuerdo de los cónyuges (supresión del modelo general del «matrimonio de ama de casa») y equiparándose definitivamente a las mujeres en cuanto a las facultades de celebración y disolución del matrimonio. El principio de la culpa fue sustituido por el del desacuerdo o disenso. Desde entonces existe un sistema de compensación a efectos de derechos pasivos que permite a los divorciados repartirse las expectativas de derecho en relación con la jubilación. Por otra parte, en virtud de la Ley de reforma del régimen de los apellidos familiares, en vigor desde abril de 1994, queda garantizada asimismo la equiparación de los cónyuges en la adopción del apellido de la familia; el apellido del marido ya no prevalece automáticamente. Desde julio de 1997 está penada la violación en el matrimonio.

 

ir al inicio de la pagina

 

La mujer en el trabajo. La formación de la mujer ha mejorado notablemente. Más de la mitad del total de los bachilleres alemanes son mujeres. Más del 43 por ciento de los estudiantes universitarios son mujeres. Además, desde los años cincuenta ha aumentado considerablemente el número de muchachas que han terminado con éxito una formación profesional.

Hoy en día prácticamente una de cada dos mujeres alemanas en-tre 15 y 65 años tiene un puesto de trabajo (más del 55 por ciento). Su trabajo en el sector privado, en la administración, en la sanidad y en la educación es indispensable. Sin embargo, sigue habiendo discriminaciones: las mujeres se quedan sin empleo antes que los hombres y tardan más en encontrar uno nuevo; a las muchachas se les ofrecen menos puestos de aprendiz que a los varones. Los salarios medios de los obreros y empleados de sexo masculino son claramente superiores a los de las mujeres. Las mujeres que realizan los mismos trabajos o trabajos equivalentes a los de los hombres tienen un derecho legalmente reconocido a ser retribuidas de igual modo y pueden hacer valer este derecho ante los tribunales. Ahora bien, los puestos de trabajo a menudo se valoran y clasifican de modo diferente según tipos y sectores. En las llamadas profesiones femeninas se pagan salarios más bajos que en las «típicas profesiones masculinas». En la función pública diversas leyes y reglamentos han consolidado las posibilidades de ascenso o carrera de las mujeres.


ir al inicio de la pagina
 

La mujer y la familia. En 1996 la gran mayoría de la población casi el 80 % estaba compuesta por familias con hijos solteros (57 %) o matrimonios (ya) sin hijos a su cargo (23 %). Hoy por hoy no se observa una tendencia hacia la familia de un solo hijo: actualmente quienes fundan una familia optan más que antes por tener dos o más hijos; pero por otro lado cada vez más personas renuncian por completo a tener hijos. La promoción de la familia es uno de los principales objetivos de la política social del Gobierno Federal. Así lo subraya la Ley de subsidios y permisos por educación de los hijos. El subsidio por educación, de 600 marcos mensuales por cada hijo, asiste, durante los dos primeros años de vida del niño, a las madres o padres que se dedican a criar personalmente a sus hijos y no trabajan o no tienen una actividad lucrativa plena y cuyos ingresos netos anuales no superan una cuantía determinada. Además, existe un régimen de permisos para la educación de los hijos, en virtud del cual el cónyuge que deje su puesto de trabajo para criar a sus hijos disfruta de una protección especial frente al despido. Los períodos dedicados a la educación de los hijos – tres años por cada hijo nacido a partir de 1992 – se computan a efectos del seguro de pensiones. La misma norma rige desde 1992 respecto a los períodos dedicados a la atención de familiares enfermos. Es este un paso importante en orden a una valoración más justa de la familia en comparación con la actividad laboral.



 

ir al inicio de la pagina
 

  La mujer en la política. Desde 1919 las mujeres alemanas tienen el derecho de sufragio activo y pasivo. Es cierto que el porcentaje de mujeres activas en el plano político está aumentando, pero sigue siendo mucho menor que el de los hombres. En la mayoría de los partidos se aplica un sistema de porcentajes mínimos (cuotas o quorum) para aumentar la representación de las mujeres en los órganos directivos.

El porcentaje de diputadas en el Bundestag Alemán ha aumentado del 8,4 % en el año 1980 al 30,6 % en la actualidad. Desde 1961 todos los Gobiernos Federales han contado con al menos una ministra. En la actualidad el Gobierno, integrado en total por 15 ministros federales, cuenta con cinco ministras. Todos los gobiernos de los Estados Federados cuentan con Ministras para Asuntos para la Mujer o Delegadas del Gobierno para la Mujer. En cerca de 1.500 municipios existen oficinas de equiparación de la mujer u oficinas de la mujer. Paralelamente a la equiparación jurídica se fue desarrollando en Alemania un movimiento feminista que se opone radicalmente a cualquier tipo de discriminación. Ha sido en buena medida este movimiento, independiente de las ligas femeninas que existían con anterioridad, el que ha impulsado decisivamente la creación de centros de acogida para mujeres maltratadas. Los más de 300 centros existentes en la actualidad ofrecen protección y alojamiento a las mujeres y a sus hijos.

El Consejo Alemán de la Mujer, que agrupa a nivel nacional a un total de 52 federaciones y representa a cerca de once millones de mujeres, se considera el "lobby“ de la mujer en Alemania.

 

ir al inicio de la pagina
 

Información adicional:

• Deutscher Frauenrat Simrockstraße 5, 53113 Bonn

 

ir al inicio de la pagina